Caracas Fútbol Club, como una divisa apegada a los buenos principios y valores de la sociedad venezolana, condena y lamenta profundamente los hechos de violencia acaecidos el pasado fin de semana en el Estadio José Antonio Anzoátegui de Puerto La Cruz, específicamente en el compromiso entre el Deportivo Anzoátegui y el elenco once veces campeón de Venezuela.

Esta Organización Deportiva aclara ante la opinión pública que rechaza todo acto de violencia, provenga de donde provenga, y se compromete en continuar trabajando arduamente para erradicar este mal, haciéndole frente en cada careo y llevando siempre un mensaje de respeto a los aficionados que asisten a cada uno de nuestros encuentros.

La dirigencia del conjunto capitalino siempre ha luchado por erradicar la violencia en los escenarios deportivos y por eso no ha escatimado esfuerzos en ningún momento para poder atender a las hinchadas visitantes en cada uno de sus encuentros, efectuando el mejor operativo de seguridad y llevando a cabo una campaña comunicacional bajo el lema: “La violencia no es parte de la pasión”, que no solo se centra en una frase y una foto respectiva con el oponente de turno, sino que trata de hacer entender a cada uno de los aficionados que el fútbol es un deporte donde se tiene que priorizar el respeto, la alegría y la unión por el bien del espectáculo.

Caracas Fútbol Club se solidariza y reza por la pronta recuperación de todos los afectados en el desafío sabatino en el Oriente venezolano y reprueba totalmente este tipo de acontecimientos en cualquier plaza del territorio nacional.

Además, reiteramos nuestro firme propósito de continuar laborando fuertemente y con las mayores ganas posible con la misión de tener un #FutVeSinViolencia, donde la fanaticada se sienta a gusto en cada uno de los estadios y pueda disfrutar de un espectáculo de primer nivel.

Caracas, 13 de septiembre de 2016

 


recertification
fork lift recertification
forklift recertification